Por qué comprar un local con inquilino
Comprar local comercial con inquilino

Muchos inversores se preguntan por qué comprar un local con inquilino es mejor inversión que comprar una vivienda para alquilarla posteriormente. El mundo inmobiliario ofrece multitud de oportunidades de diferentes formas y colores para todos los inversores. Sin embargo, una mala decisión puede condenar tu inversión al fracaso. Gracias a nuestra experiencia, en este artículo vamos a explicarte los motivos por los que, actualmente, adquirir un local comercial con inquilino es una inversión inteligente que debes considerar.

Comprar un local comercial con inquilino

Realizar una inversión en bienes raíces puede parecer algo abrumador y muy complicado. Debido a ello y a otras razones, los locales comerciales con inquilino destacan como una de las opciones más atractivas. Al decantarse por una propiedad que ya cuenta con un arrendatario, los inversores pueden disfrutar de varios beneficios que embellecen esta selección. Dichas ventajas te las contamos a continuación.

Ingresos inmediatos y estabilidad financiera

Adquirir un local comercial con inquilino proporciona un flujo de efectivo inmediato. Mientras que la compra de una vivienda desocupada puede implicar un plazo de tiempo sin ingresos, un local con inquilino te ofrece estabilidad financiera desde el primer día. Este flujo de efectivo constante te facilita el control de los costes asociados con la inversión y brinda una base sólida para construir tu cartera. Además, debemos destacar que este tipo de inversiones reportan una rentabilidad igual o superior al 7.5%.

Reducción de riesgos e incertidumbres

En el ámbito de la inversión, la incertidumbre es un factor que siempre hace acto de presencia. Al comprar un local comercial con inquilino, se reducen los riesgos relacionados con la búsqueda y retención de arrendatarios. Con un inquilino ya establecido, como inversor tienes información valiosa sobre el historial de pagos, la conducta del arrendatario y los términos del contrato de arrendamiento, lo que te permite tomar decisiones más informadas y mitigar riesgos potenciales. A esto, debemos añadir y destacar que tampoco existen problemas de ocupación, ya que este tipo de inversiones se realizan mediante contrato privado y no por contrato de vivienda, sin olvidar los cambios producidos por la nueva ley de vivienda del año 2023.

Menor esfuerzo de gestión

La gestión de una propiedad desocupada puede ser un desafío significativo para todo inversor. Este tipo de locales minimizan el esfuerzo de gestión al evitar la necesidad de buscar inquilinos, negociar contratos y enfrentar períodos de vacancia. Esto te permite centrarte en estrategias de crecimiento y maximización del rendimiento de tus inversiones en lugar de ocuparte de los detalles operativos.

Potencial de crecimiento y optimización del espacio

Los locales comerciales ofrecen oportunidades únicas para el crecimiento a largo plazo. Con inquilinos ya establecidos, puedes concentrarte en la optimización del espacio y en mejoras que incrementen el valor del inmueble con el tiempo. Esta capacidad de transformación y adaptación puede convertirse en un activo valioso a medida que buscas aumentar el valor de tu cartera.

En resumen, comprar un local comercial con inquilino es una opción más que interesante para cualquier inversor que busque rentabilidades altas a largo plazo e ingresos inmediatos y estables. Si deseas obtener más información, contacta con nosotros. Un equipo de expertos puede asesorarte con todo lo que necesites y convertir tu proyecto en realidad.

Síguenos en redes sociales para conocernos más a fondo.

Y no te olvides de compartirlo si te ha resultado útil

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos Cookies. Aquí tienes la Politica de Cookies    Configurar y más información
Privacidad